Expansión

Susurros de los Dioses Antiguos

Los dioses antiguos han permanecido dormidos durante incontables milenios. Ahora, el momento de su despertar está próximo y su maligna influencia ha llegado incluso hasta la taberna. ¿Podéis sentir temblar vuestros mazos a medida que la corrupción avanza? ¡A algunos de vuestros viejos amigos ya les han salido repugnantes tentáculos y un número preocupante de ojos!

Aunque algunos repudiarán estas cartas, seguro que los jugadores ingeniosos como vosotros serán capaces de aprovechar el poder de los dioses antiguos. Sí, seguro que todo va bien...

¿Podéis oír cómo os llaman para que las juguéis? ¿Haréis caso a sus susurros?

Despertad un mal antiguo

Los dioses antiguos recompensan a aquellos que responden a su llamada. Disponéis de 134 cartas nuevas para aterrorizar a vuestros oponentes. ¡Tratad de no impregnaros de moco mientras os sumergís en la nueva expansión de Hearthstone!

Despertad un mal antiguo

Los dioses antiguos Cuatro dioses antiguos dispuestos a devorar a vuestros adversarios esperan a que los añadáis a vuestra colección*: C'Thun, Yogg-Saron, Y'Shaarj y N'Zoth. Por supuesto, allá donde hay un dios, hay un culto, y C'Thun en concreto trae muchos amigos consigo.*Para dar un susto de muerte a cualquier esbirro de vuestro mazo.

La llamada de C'Thun Después de dormir durante eones, el dios antiguo de la locura y el caos se muere de ganas por formar parte de vuestro mazo ahora que por fin ha despertado. Cuando os hagáis con vuestro primer sobre de Susurros de los Dioses Antiguos, ¡recibiréis la carta legendaria C'Thun y dos cartas de Cautivadora del mal!

Vuestros amigos, corrompidos El aura de corrupción de los dioses antiguos se ha apoderado de las mismísimas cartas y ha incorporado nuevas y retorcidas versiones de algunos rostros familiares al grupo.

Cartas prohibidas Por si las demenciales deidades del más allá no fueran lo bastante aterradoras, Susurros de los Dioses Antiguos introduce también las cartas prohibidas. Jugar una carta prohibida consume todo vuestro maná disponible ese turno para alimentar el efecto de la carta. Cuanto más maná uséis, más potente será el efecto.


Contemplad el abismo

¿Tenéis lo que hace falta para enfrentaros a los dioses antiguos y a sus terroríficos esbirros? Maravillaos ante los nuevos diseños de cartas y contemplad las visiones del mal que se avecina.